Lo sentimos. Esta página sólo está disponible en el idioma que está viendo actualmente.

Sorry. This page is only available in the language you are currently viewing.

Cerrar | Close

Comparte esta página:

El pueblo a los politicos: ¡Dén un pasio hacia adelante o hagánse para un lado!

por los editores  |  Issue: Agosto 2021
protesta por la juventud y demás grupos de Albany Park
Una protesta por la juventud y demás grupos de Albany Park en Chicago exigen que clínicas médicas reabran sus puertas y que se designen fondos a respuestas no policiales a la crisis de la salud mental.
Photo/Sarah-Ji Rhee

Este artículo fue publicado por el People’s Tribune, our sister publication in its July 2021.

Nosotros, el pueblo, necesita ayuda en este momento, y solo el gobierno puede proporcionarla. Biden ha estado en la Casa Blanca durante cerca de seis meses y, en teoría, los demócratas controlan el Congreso. Para quienes luchan por una democracia que cuide a su gente, algunas cosas han mejorado, pero queda mucho por hacer. Biden está dando marcha atrás o arrastrando los pies en algunos temas importantes, como la legislación sobre el derecho al voto, poner fin al cabildeo, el trato de migrantes y refugiados, problemas ambientales como oleoductos y cambio climático, y atención médica universal.

Mientras tanto, los progresistas en el Congreso son superados en número por los demócratas corporativos y luchan en condiciones difíciles.

En particular, el “Plan de empleo estadounidense” y el “Plan de familias estadounidenses” propuestos por el presidente Biden, podrían inyectar billones más en gasto federal en la economía durante la próxima década para mejorar la infraestructura de la nación y expandir la red de seguridad social, han provocado críticas por no ser lo suficientemente generosos para la clase trabajadora y demasiado generosos para los multimillonarios y las corporaciones cuyos bolsillos se llenarán.

El Machete Illustrated cartoon

Los planes sacarán de la pobreza a algunas personas, pero no a todas; sólo el 50% de los niños saldrá de la pobreza. Y aunque Biden dice que el plan se financiaría en gran medida mediante el aumento de los impuestos a las corporaciones y a las personas con altos ingresos, muchos se muestran escépticos. Pro Publica informó que las 25 personas más ricas del país, que son multimillonarios que ganan decenas de millones al año, fueron gravadas a una tasa más baja en 2018 (15,8%) que un trabajador que ganó $ 45,000 ese año (19%). Es más, esos 25 multimillonarios vieron aumentar su valor en un total de $ 401 mil millones de 2014 a 2018, pero pagaron solo el 3.4% de esa cantidad en impuestos. Para la mayoría de nosotros, el costo de todo lo que debemos pagar, desde el alquiler hasta la gasolina, la comida y la atención médica, sigue subiendo, mientras que los buenos trabajos son escasos y los salarios están estancados.

Algunos han comparado el plan económico de Biden con el New Deal de Roosevelt, que surgió de la Gran Depresión. El New Deal ayudó a mucha gente, pero finalmente fue diseñado para frenar el movimiento por el cambio y preservar el dominio de los multimillonarios. Hoy las corporaciones se han apoderado casi por completo del gobierno.

No obstante, podemos confiar en el poder del creciente movimiento para mantener la presión sobre el gobierno para que sirva plenamente a las necesidades de la gente, y esa lucha de vida o muerte está en camino. Solo para citar un ejemplo reciente: el movimiento Sunrise el 21 de junio completó una marcha de 400 millas desde Nueva Orleans a Houston, que terminó con una manifestación en el césped de Ted Cruz, para enviar un mensaje al Presidente Biden que represente a la juventud y que sea el presidente del cambio climático. Los jóvenes indígenas marcharon frente a la capital de Estados Unidos en abril para exigir a Biden que detuviera el DAPL, las líneas 3 y 5 y todos los oleoductos.

India Walton, una socialista, ganó las primarias demócratas en la carrera por la alcaldía en Buffalo, Nueva York, convirtiéndola efectivamente en la próxima alcaldesa. Será la primera mujer negra en ser alcaldesa de Buffalo y la primera autodenominada socialista en ser alcaldesa de una importante ciudad estadounidense desde 1960. Ella le dijo a un periodista, “Somos lo suficientemente fuertes como para superar el arraigado Partido Demócrata que nos impide el progreso que todos sabemos que realmente necesitamos. Hay una ola de candidatos progresistas que se mueven por todo el estado, por todo el país “.

Hay muchos otros ejemplos de aquellos en lucha que presentan sus demandas al gobierno: la lucha por la gente a nivel local para decidir cómo se gastarán los $ 350 mil millones en fondos de ayuda federal de Covid que van a los estados y ciudades; la victoria contra el oleoducto Keystone XL; la marcha en 50 estados por Medicare para Todos del 24 de julio; las luchas en curso contra el racismo, contra un estado policial y por el derecho al voto; la lucha de las personas sin techo y las que enfrentan el desalojo de la vivienda; la lucha por el agua; la lucha por la igualdad de acceso a la atención y las vacunas en relación con Covid-19; la lucha por los derechos de los migrantes y refugiados; y mucho más.

Nuestra lucha diaria y nuestras visiones por un mundo mejor son parte del camino de la transformación revolucionaria, y forjar esas luchas y seguir esas visiones nos ayuda a avanzar. La clave ahora es construir y consolidar el movimiento y presionar más.

Como dijo un orador en la manifestación Sunrise en Washington, DC, el 28 de junio, su mensaje a los políticos es “¡den un paso al frente o hagánse a un lado!”

Deje Su Comentario | Leave a Comment

* Requerido | Required
- Su Correo Electrónico no sera publicado. | Your Email will not be published.

Haga clic aquí para obtener el Formulario de Donación para órdenes por correo