Lo sentimos. Esta página sólo está disponible en el idioma que está viendo actualmente.

Sorry. This page is only available in the language you are currently viewing.

Cerrar | Close

Comparte esta página:

El ICE Causa Estragos

por Margarito Diaz  |  Issue: Febrero / Marzo 2011
ICE trae sufrimiento a nuestra gente.

“E-Verify” y las auditorías de los formularios I-9 bajo la administración de Obama son peores que las redadas de Bush y deben cesar.

Continúan los ataques del ICE en los lugares de trabajo bajo la administración de Obama y con ello se están amenazando los derechos de todos.

Se están desplazando a la fuerza, desgarrando y destruyendo a cientos de miles de familias en todos los Estados Unidos. Esta tragedia se debe a la retórica antiinmigrante dentro del debate migratorio y las subsecuentes cartas de “no coincidencia”, las redadas en los lugares de trabajo, el sistema E-Verify, y ahora las auditorías de los formularios I-9 por parte del ICE.

A mediados del 2007, el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) formuló una serie de reglas, las cuales daban luz verde a las empresas para despedir a aquellos empleados incluidos en cartas de “no coincidencia” enviadas por la Administración del Seguro Social (SSA) a tales empresas. Las cartas se$ntilde;alaban que en los archivos de la SSA aparecía un nombre diferente asignado al número de seguro social que estaba usando el/la trabajador(a).

Afortunadamente, antes de que entrara en vigor esta norma, tanto los sindicatos como las organizaciones comunitarias entablaron una demanda contra ésta y ese mismo a$ntilde;o un tribunal federal prohibió al ICE y a la Administración del Seguro Social la aplicación de la regla.

Los sindicatos y las organizaciones comunitarias continuaron su lucha jurídica por lo que, a finales del 2009, el ICE retiró todas las reglas que estaba proponiendo con relación a las cartas de “no coincidencia”.

A principios del 2008, cuando ya se acercaba el momento para que el Presidente Bush dejara su cargo, el ICE lanzó la redada migratoria más grande en la historia de los Estados Unidos contra la planta empacadora de carne de la empresa Agriprocessors, ubicada en Postville, Iowa.

Las comunidades aleda$ntilde;as y el público en general se indignaron debido al trato inhumano del ICE para los empacadores de carne y el arresto de la mitad de la población de Postville. La redada generó titulares alrededor del mundo y mucha gente de todos los Estados Unidos viajó a Postville para exigir el fin a todas las redadas.

Así que cuando la administración de Obama asumió el poder en el 2009, la misma consideró que las reglas del ICE relativas a las cartas de “no coincidencia” – y cuya aplicación se había obstruido en la corte – al igual que las redadas en los lugares de trabajo, después de Postville, eran muy desagradables. En vez de ello, la nueva administración ha decidido perseguir a los trabajadores mediante un programa denominado “E-Verify” y las auditorías de los formularios I-9 por parte del ICE.

Ambos programas ya han generado efectos mucho más devastadores que las redadas efectuadas bajo la administración de Bush. En consecuencia, cientos de miles de trabajadores, tanto miembroscomo no miembros de los sindicatos, han perdido sus trabajos.

E-Verify es una opción electrónica que tienen disponible todas las empresas para verificar si los empleados actuales o potenciales reúnen los requisitos para trabajar en éstas. Todos los contratistas federales están obligados a utilizar el sistema y 14 estados se lo han impuesto a las agencias estatales y a empresas que reciben contratos de esos estados.

Durante el a$ntilde;o fiscal que finalizó el 30 de setiembre del 2010, el sistema tramitó casi 600,000 consultas, en comparación con las menos de 250,000 del a$ntilde;o anterior; y se espera que vuelvan a duplicarse en el 2011.

La otra opción es la auditoría de los I-9. Todos los empleadores deben completar un formulario de éstos por cada empleado(a) contratado(a) después de 1986. Por su parte, los empleados deben mostrar documentos que permitan corroborar que están legales en el país –por ejemplo, un pasaporte estadounidense, o la presentación conjunta de una licencia de conducir y una tarjeta del seguro social.

Sin un formulario I-9 que contenga información precisa y correcta, el/ la empleado(a) está trabajando de forma ilegal, por lo cual se puede arrestar y/o multar al patrono.

La presión aumenta con una auditoría de los I-9; es decir, una inspección in situ de estos formularios por parte del ICE. Esta agencia envía al empleador una notificación y le da tres día antes de llevar a cabo la auditoría (si hay alguna investigación en marcha, podría no enviarles ninguna notificación). En el 2010, el ICE condujo más de 2,400 auditorías de este tipo y se espera que esta cantidad se triplique durante el 2011.

Actualmente, trabajadores y comunidades en todo el país están enfrentando el dolor que generan las auditorías de los I-9. Además de ocasionar serias penurias para los trabajadores inmigrantes y sus familias, las campa$ntilde;as del ICE, han socavado los sindicatos a los que pertenecen. Actualmente, los sindicatos están librando una difícil lucha por su sobrevivencia. Si se destruye la mano de obra organizada, estarán en peligro los derechos de los obreros y los sue$ntilde;os de todas las personas trabajadoras.

Deje Su Comentario | Leave a Comment

* Requerido | Required
- Su Correo Electrónico no sera publicado. | Your Email will not be published.

Haga clic aquí para obtener el Formulario de Donación para órdenes por correo